Domingo 24 de Mayo de 20

Wlfredo Caballero: entre la espera por el regreso a la actividad y su futuro

El arquero nacido en Santa Elena habló, entre otros temas, sobre el regreso a los entrenamientos en plena cuerentena: "Es un reto físico y mental para los jugadores", expresó el entrerriano, quien reveló qué quiere hacer tras su retiro.
"Cuando esto se acabe, me gustaría ser entrenador de arqueros", contó Willy.
"Cuando esto se acabe, me gustaría ser entrenador de arqueros", contó Willy.
Todo parece indicar que, poco a poco, el fútbol europeo irá retomando la actividad. La Bundesliga fue la encargada de dar el punta pie inicial y, durante junio le llegaría el turno a la Serie A, La Liga de España y la Premier League, certamen que cuenta con la participación del Chelsea, donde ataja el entrerriano Wilfredo Caballero.

Justamente, dentro del plantel de los Blues, el francés N'Golo Kanté avisó que no seguirá entrenando se junto a sus compañeros por miedo a contagiarse de coronavirus. Al respecto, el guardamenta nacido en Santa Elena señaló: "No solo N'Golo tomó esa decisión sino que varios jugadores de otros equipos hicieron lo mismo. Todas las decisiones son entendibles cuando se expresan por cómo han vivido esta pandemia. Muchos no quieren volver hasta no sentir garantías y seguridad. Yo creo que en esta fase 1, el riesgo de contagio es muy bajo y por eso nos sentimos con mucha confianza. Más allá de todo, el plantel entero apoya lo que hizo Kanté". Pero Willy sí está con deseos e volver a trabajar, y fundamentalmente, a jugar. En relación al retorno, indicó: "Necesitamos un mínimo de tres semanas de preparación para volver a ponernos bien desde lo físico. Cuando tenemos vacaciones, generalmente contamos con un mes para volver a estar en forma y ahora hace dos meses que estamos parados adentro de nuestras casas. Es un reto físico y mental para todos los jugadores".


En las últimas horas se hizo oficial que Caballero extendió su vínculo por una temporada más con el conjunto londinense. El experimentado portero, con pasado en Boca, Arsenal, Elche, Málaga y Manchester City, se mostró feliz por la decisión de continuar en la institución y sueña con sumar más títulos a su exitosa trayectoria. "Mi idea era seguir estirando la carrera en un gran club, era lo máximo que deseaba y por suerte se cumplió. Obviamente quiero jugar y sumar minutos porque es lo más bonito que hay y por suerte este año me tocó. Siento que lo aproveché al máximo y eso me llevó a consolidarme dentro del equipo como un jugador experimentado. Me siento muy valorado en el grupo y creo que eso fue importante para que Chelsea me diera la oportunidad de continuar. Me encantaría que podamos clasificarnos a la próxima Champions League y salir campeones de la FA Cup", manifestó.

El santaelenense arribó en 2017 al conjunto de Londres, club que siempre busca ser protagonista en las competencias, con planteles repletos de figuras y jóvenes promesas, como Callum James Hudson-Odoi, quien sorpendió al argentino y a sus compañeros: "Todos nos quedamos asombrados el año pasado con su llegada, por la rapidez y condiciones técnicas que tiene. Lamentablemente tuvo la lesión de Aquiles que lo trabó en esa progresión, pero estaba siendo importante para el equipo. Si bien tenemos muchos jóvenes, él puede mantenerse en la élite del fútbol mundial por muchos años".

Más tarde, Caballero recordó del famoso incidente en la Final de la Carabao Cup frente al Manchester City, cuando el entrenador Maurizio Sarri decidió que el entrerriano, quien había arrancado en el banco de suplentes, ingrese en reemplazo de Kepa Arrizabalaga, pero el español se negó a salir, ante la atónita mirada de todos los presentes: "Es un episodio que todos pueden mirarlo de diferentes formas, pero a mí me tocó vivirlo del lado del que justo estaba por entrar. Yo podría dar mi punto de vista pero sería injusto y pocos van a entender su decisión", señaló el oriundo del departamento La Paz, quien aseguró que mantiene una buena relación con su colega: "Me llevo muy bien y nuestra relación creció mucho a raíz del episodio en la Final de la Copa. La verdad es que tiene unas características muy buenas, se ganó el puesto en la selección y el año pasado tuvo una temporada muy buena. Me parece que este año no le fue tan bien, como al resto de la defensa, y por eso creo que se lo critica. Al ser el arquero más caro en los últimos años se lo ataca mucho más. Sé que le duelen los comentarios, pero va a tener que convivir con eso porque es difícil estar en el arco del Chelsea y tener que hacer un buen trabajo todas las semanas".

Finalmente, sobre su futuro, Willy, que en septiembre cumplirá 39 años, manifestó: "Yo creo que voy a seguir ligado al fútbol. Si no ves más adelante perdés la noción del tiempo. A mi edad, ya llevo muchos años mirando al futuro y pensando que en algún momento esto se va a acabar. Por suerte tengo la posibilidad de seguir, pero ya me voy preparando. Me gustaría ser entrenador de arqueros o ayudar en un cuerpo técnico para empezar a prepararme bien".