Conmebol no dio el visto bueno y la segunda Superfinal mantiene su horario

Hubo idas y vueltas. La final de la Copa Libertadores entre Boca y River se iba a jugar a las 17, luego a las 16, pero finalmente se mantiene el horario original de las cinco de la tarde pese al pedido de los organismos de seguridad.
  • La segunda Superfinal mantiene su horario de las 17.
    Foto: La segunda Superfinal mantiene su horario de las 17.
Siguen las idas y vueltas en relación al horario en el que se jugará el partido de vuelta de la Superfinal de la Copa Libertadores 2018. En la Argentina hubo un consenso múltiple para que el cotejo se dispute el sábado a las 16, pero la Confederación Sudamericana de Fútbol insiste en que sea a las 17, incluso en contra de la opinión de los encargados del operativo de seguridad.

El Ministerio de Seguridad de la Nación decidió reforzar el operativo para la revancha entre River y Boca, contemplando la posibilidad de que se adelante una hora y pueda jugarse a las 16 del próximo sábado. Desde un principio el partido estuvo dispuesto a las 17 y finalmente la Conmebol insistiría en que se desarrolle a esa hora, dado que, por ejemplo, entonces debería reprogramar la transmisión de la televisación.

El pedido se tomó incluso a pesar de que hay una reglamentación impuesta por Futbolistas Argentinos Agremiados (FAA) que dice que después del 15 de noviembre no se puede jugar antes de las 17 por el calor, para resguardar la salud de los jugadores.

A diferencia del primer partido, ahora en el estadio Monumental habrá un campeón, por eso el operativo policial será reforzado. Incluso, si el Xeneize logra el título, los festejos se trasladarían por la noche a la Bombonera y también se planificará un protocolo especial para tal ocasión.

El operativo en el barrio de Núñez arrancará a las 9 con el vallado de las calles en los alrededores del estadio Monumental, que abrirá sus puertas a partir de las 13. Si bien no entregaron cifras, el operativo subiría de 1500 a 2000 efectivos, que se sumarán a los mil hombres de seguridad privada que utiliza River en cada encuentro como local.

Trabajarán de manera conjunta la Policía Federal, la Policía de la Ciudad, Gendarmería y los cadetes del programa Tribuna Segura del Ministerio de Seguridad de la Nación, mientras que habrá al menos tres controles para evitar que lleguen hinchas al estadio sin entradas o con tickets falsos. A quien tenga una entrada comprada de manera no oficial se le labrará una contravención y no podrá ir a un estadio durante seis meses.

Leer más sobre:

Etiquetas: Boca , Copa Libertadores 2018 , River

También te puede interesar:

0

Enviar comentario

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores. este sitio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina